SÓLO UN HOMBRE SOLO





Por todas as bandas os atopo
baixo soportais da choiva prapetados,
envolvidos en trémboras o frío agoantando.
Cal é o motivo pregunto;
balbucindo expricoume como puido
parolas estrañas sen entender logralo.
A man dímonos e continuei o camiño.
A miúdo na alborada os atopo
Son seres anónimos que durmen nas rúas,
baixo o achego das noites.
BD.
 [Por doquier los encuentro
bajo soportales de la lluvia parapetados,
 envueltos en mantas el frío soportando.
 Cuál es el motivo pregunto;
balbuceando me explicó cómo pudo
palabras extrañas sin entender lograrlo.
La mano nos dimos y continué el camino.
A menudo de madrugada los encuentro
Son seres anónimos que duermen en las calles,
bajo el amparo de las noches]
BD.




2 comentarios:

  1. Beato, hay cosas, casos y gente de todo tipo. Algunas situaciones podrían parecer surrealistas. Al acabarse la ley de vagos y maleantes todas ellas gozan de libertad para estar donde quieran.
    Es que no han cometido ningún delito y esto es aprovechado por otros para escudarse y cometerlos.
    ¿Deberían las leyes regular el uso de la vía pública?
    Un blog curioso que habla mucho de la persona que lo crea; me imagino alguien bondadoso al que nada le es indiferente, creo.
    Gracias por estos recordatorios.
    Un saludo de Laura y Juana.

    ResponderEliminar
  2. podríamos cerrar los ojos y negarnos a la evidencia y de hecho lo hacemos...

    lo que hace cientos de años una serie de personajes se empeñaron en hacernos ver que existía un lugar donde los "desgraciados" tienen un lugar solamente por el hecho de serlo, donde el tránsito de la miseria es eterno y el dolor incurable, donde cada dia se muere un poco mas, donde los arboles no tienen color, los niños borran sus sonrisas y dibujan lágrimas de soledad, hambre y tristeza. Un lugar donde el dolor se refugia al calor de un cartón bajo un frío infernal, el frío de un día a día en el que el único futuro es pensar en como sobrevivir las cuatro horas siguientes y así una y otra vez...

    un lugar situado en un determinado "espacio-tiempo" que ellos nunca pudieron, ni pueden, ver dada su alta condición humana-divina. El infierno...

    ... es tan palpable, tan real...

    algo se rompe por dentro viendo ésta realidad, una cierta angustia, un cierto egoismo, una cierta rabia, y ese sentido de culpabilidad que te dice que si se puede hacer algo, pero que siempre esperas que lo hagan aquellos que son ciegos por su condición "humana-divina"...

    el infierno es tangible.

    ResponderEliminar

Ha pasado boedromion entonces daremos mista y reemplazaremos los fondos por aquellos primigenios pues consumen menos y no cansan tanto...Adelante, no te pares y añade lo que tengas
Benvido d:D´