1.9.17

Encharcado, con los pies en el prado (y viceversa)
























Las curvaturas entre los tejidos del espacio temporal provocadas por ciertos lugares, qué no Lagares, o por la estrella que genera una especie de coloridos pozos gravitatorios, mantienen todos anclados a la Tierra, a su tierra y hace que la Luna gire a nuestro alrededor mientras nosotros viajamos al poner del Sol. En casos extremos, cuando la concentración formas y colores es máxima, la atracción gravitatoria sería tan intensa que ni siquiera la luz ni nuestra mirada escaparía bajo el influjo de la observación desde cualquier punto indeterminado de la Puerta del Atlántico; mal que nos pesen algunos atentados urbanísticos.
Y es que en el arroyo ya lo decíamos por entonces  lo desviaron y mataron (en sus orillas) algo más que el tiempo.
Y es que ciertas castas y clases todo lo castran, o casi, con sus excesos luminosos.
Qué nunca nos quiten las noches estrelladas, bien sean por Ficas, las saladas islas por antonomasia, o en este instante en que me hallo, dulce como tú...


Cantigas de riachuelo y encharcado:
*A caballo entre piedras y agua:

En el cauce del Chico, de la noche
lastra e laja, en la Lama
En una bajada al arroyo
de las puertas abiertas del agua
*Donde, lejos, los míos (pies) me llevan
(indicados) por mis manos suspiras(das)

*Pasarela discontinua de piedras sobre en el agua. Caneiro disforme
*En caso, juego, con que son los pies quienes se ven incitados porque las manos indican la dirección hacia dónde ir. En la original en lengua galaica, introduzco el símil de manos con un lugar que pegado a un pantano es parte de un conjunto neolítico y entre la palabra suspiro, en galaico, en cada una de sus letras dejo entrever el lugar al qué refiero: Maus de Salaia
En la traducción al castellano juego nuevamente con su significado y le doy otra vuelta de posibles significados dónde las manos se largan, con los pies que las llevan, y también que son anheladas por alguien. 
Los pies se omiten, pero están presentes en el artículo y el pronombre los míos que también es referencia a aquellos familiares que viven lejos, tanto los actuales como los desaparecidos.
Hay lugares de luna (luares) y hay Lagares, por ser río y dónde se fermentan mostos (doces, dulces).
Temporal o temporás(n) es como la patata (primeriza, incipiente) del mundo que sale de tierra y ocupa un espacio. Goios son pozos que tanto atraen.
Sobre la Puerta del Atlántico, como se conoce a Vigo, se han hecho y se hacen infinidad de atentados urbanísticos y se destruyen otros que se deberían conservar.
Los excesos de luz que hay en la panorámica son producidos por ese prepotente y preocupante derroche de luz que nos aparta de la naturaleza y ciega nuestros ojos, impidiendo contemplar los cielos nocturnos y nos ofrece una falsa seguridad.
El final no requiere interpretación, es sencillo. d:D´



Sivert Høyem: Into The Sea

22.2.17

Antroido...[Os resóns que penduran por tomar tanta (in)fanta de laranxa e *lemón]


Contos no *estrapelro  IX
Os sons que perduran como recordos repítense tralas derradeiras paroladas e, ás veces ou normalmente, a imaxe dun sorriso,…e as costas,  de quen se afasta. 


A ´fectividade envolve tudo o que toca ou a ela arrímase deixando en acougo ao calor do retorno. Pr´o tempo empánaos con veos de calixe e morrinha; o probrema vén cando enchoúpase de saudade. Estreita senhardade.

Algúns baleiros que a´bsencia presta aínda materializan as figuras por mor de obxectos que proseguindo no mesmo luar enchen ise espazo onde inhantes ficaban *os interlocutores que conversan animosamente permiten unha acordanza maior pois o son fixa nos nosos miolos a súa imaxe o seu tempo e a súa voz. Despois, manidos os días e meses en situacións parellas nosas conversas con outros recondúcense en cotexo e concordan en moitas desas coversas que outrora nos farán voltar onde deixaramos isa imaxe que afundida ao esquecemento arrefécese coma groto artesán 
  
Pouco perdurará máis a súa forza deambulará mentras intres pasados…xa podres…

...É o resón das súas parolas na nosa voz…




[Metátesis]
[*Encanbalgamentos e apostrofos]

 
Quintín Cabrera: